El caso de Agustín Mequido ha sido desarrollado por Sinapsis e ilustrado por Santiago Caruso.